Alergia – General en Gatos - Gatos

¿Qué son las alergias y cómo afectan a los gatos?

Una de las enfermedades que afectan a los gatos son las alergias. Una alergia se desarrolla cuando el sistema inmune del gato "hiper-reacciona" a una sustancia extraña llamada alergeno o antígeno. Los alergenos o antígenos son proteínas extrañas que el sistema inmunitario intenta eliminar. Estas hiper-reacciones se manifiestan de tres maneras:

  1. La manifestación más común es el picor de la piel, que puede ser localizada en un área o generalizada por todo el cuerpo.
  2. Otra manifestación es aquella que afecta al sistema respiratorio y que puede resultar en tos, estornudos y resuellos. Algunas veces,  pueden presentarse con secreción ocular (ojos) o nasal.
  3. La tercera manifestación afecta al sistema digestivo, provocando vómitos, flatulencias o diarreas.

 

¿Cuántos tipos de alergias hay?

Hay cuatro tipos comunes de alergias en el gato: por contacto, por pulgas, por comida o inhaladas. Cada de ellas presenta unos signos clínicos y características comunes.

 

¿Qué es la alergia por contacto y cómo se trata?alergia__general_en_gatos

Las alergias por contacto son las alergias menos comunes de los cuatro tipos en gatos.

"Provocan una reacción local de la piel al contacto con una sustancia (alérgica) ofensiva."

Provocan una reacción local de la piel al contacto con una sustancia (alérgica) ofensiva. Ejemplos de alergias por contacto incluyen reacciones a champús, collares de pulgas o a ciertos tipos de cama, como las de la lana. Si el gato resulta alérgico a tales sustancias, aparecerá una irritación en la piel y picor en los puntos de contacto. Eliminar la causa que lo provoca resuelve el problema. Sin embargo, identificar la causa inicial no siempre es sencillo.

 

¿Qué es la alergia a la pulga  y cómo se trata?

La alergia a la pulga es la alergia más común en gatos.

"El gato con alergia a la pulga desarrolla una reacción de picor muy intensa cuando la saliva de la pulga se deposita en la piel".

Un gato normal experimenta una irritación menor de la piel en el punto donde se ha producido la picadura de la pulga. El gato con alergia a la pulga, sin embargo,  desarrolla una reacción de picor muy intensa cuando la saliva de la pulga se deposita en la piel. Simplemente una única picadura es suficiente para desarrollar un intenso picor que puede hacer que el gato se rasque o se muerda a sí mismo, eliminándose una gran cantidad de pelo. En muchas ocasiones puedo provocarse heridas abiertas y costras en la piel, llevando a una infección de piel bacteriana secundaria (pioderma). El área afectada con más frecuencia es la base de la cola. El gato también puede presentar más heridas alrededor de la cabeza y cuello. Estas heridas a menudo toman el nombre de dermatitis miliar, ya que estas heridas asemejan a la semilla del mijo.

El tratamiento más importante para la alergia a la picadura de la pulga es la eliminación de las pulgas. De forma que un control estricto de las pulgas es esencial para que el tratamiento funcione. Desafortunadamente, esto puede ser complicado en climas  húmedos y cálidos, donde puede crecer una nueva población de pulgas cada 14 o 24 horas. La aplicación tópica mensual de productos anti-pulgas puede matar a las pulgas antes de que tengan la oportunidad de picar a su gato. Cuando no es posible un control estricto de las pulgas, puede ser necesario aplicar inyecciones de corticosteroides, también conocidos como "cortisona" o "esteroides". De esta manera, se bloquea la reacción alérgica y hay un alivio inmediato. En ocasiones es una parte necesaria para el tratamiento inicial de las alergias a las pulgas. Afortunadamente, los gatos parecen ser más resistentes a los efectos negativos de los esteroides que otras especies de mamíferos. Si aparece una infección bacteriana secundaria a la dermatitis alérgica, deberán usarse antibióticos, generalmente durante dos a cuatro semanas.

 

¿Qué es una alergia por inhalación o atopia y cómo se trata?alergia__general_en_gatos_2

Las alergias por inhalación o atopias son la tercera causa más común de alergias en gatos. En ocasiones también son llamadas "alergias estacionales" cuando van relacionadas con pólenes.

"La mayoría de gatos que tienen una alergia por inhalación son alérgicos a varios alergenos".

Los gatos pueden ser alérgicos a los mismos tipos de alergenos inhalados que las personas. Estos incluyen los pólenes de los árboles ( cedro, fresno, roble..), pólenes de hierbas y flores, mohos y ácaros de polvo de las casas. Algunas de estas alergias ocurren estacionalmente, como la de los árboles o de las flores. Sin embargo, hay otras que pueden estar durante todo el año, como los mohos o los ácaros del polvo. Cuando los humanos inhalan estos alergenos, solemos tener síntomas respiratorios. En ocasiones a la atopia también se le llama "fiebre del polen". La típica reacción del gato en las atopias, es un picor generalizado e intenso.

La mayoría de gatos que tienen una alergia por inhalación suelen ser alérgicos a varios alergenos. Si el número de alergenos es pequeño o son estacionales, los picores pueden durar durante sólo unas cuantas semanas, una o dos veces al año. Si el número de alergenos es mayor o si están presentes durante todo el año, el gato puede presentar picores constantemente.

"Algunos alergenos pueden absorberse a través de la piel"

El tratamiento depende de lo que dure la época alérgica del gato y suele ser uno de los siguientes.

  • Uno de los tratamientos consiste en el uso de corticosteroides (esteroides) y tratamientos con champús. Los esteroides bloquearán de forma rápida la reacción alérgica en la mayoría de los casos e inducen una recuperación rápida de los signos clínicos del gato. Los esteroides pueden administrarse oralmente o mediante inyecciones, según la gravedad de la situación. Cómo se ha comentado anteriormente, los efectos secundarios de los esteroides son mucho menos graves en los gatos que en los perros y las personas. Si los esteroides son el tratamiento indicado en su gato, el veterinario le comentará como debe administrarlos. Algunos gatos notan mucha mejoría al combinar este tratamiento con champús hipoalergénicos o que contengan medicación. Se ha demostrado que algunos alergenos pueden absorberse a través de la piel. Si bañamos al gato con frecuencia reduciremos la cantidad del antígeno absorbido a través de esa ruta. Además de remover la cantidad de antígeno, los baños por sí solos aportan una liberación temporal del picor y puede hacer que el gato necesita a la larga menos dosis de esteroides.

 

  • El segundo tratamiento para la alergia por inhalación es la desensibilización con inyecciones de un específico antígeno o también llamadas "vacunas de la alergia". Estas inyecciones no deben confundirse con las inyecciones con corticosteroides. Una vez se ha identificado la fuente específica de la alergia a través de analíticas sanguíneas (comúnmente pruebas sanguíneas para IgE) o test cutáneos intradérmicos, aplicaremos una pequeña cantidad del antígeno semanalmente. El objetivo de las inyecciones es "reprogramar" la respuesta del sistema inmunitaria al alergeno. Se espera a medida que el tratamiento vaya haciendo efecto, el sistema inmune llegue a ser menos reactivo al alergeno causante del problema. Si con la desensibilización el gato mejora, es posible que las inyecciones sean necesarias durante años. En la mayoría de gatos, un objetivo realista es intentar disminuir el picor, más que una curación completa. En algunos gatos el picor y los signos clínicos asociados pueden resolverse completamente mientras que en otros sólo se llega a apreciar una pequeña mejoría. En este protocolo no suelen usarse los esteroides, excepto en situaciones puntuales. Cómo media, aproximadamente la mitad de los gatos que reciben terapia de desensibilización experimentan una disminución significativa de los signos clínicos. Este protocolo suele estar indicado en gatos de edad medio o un poco más grandes que presentan picores por alergia por inhalación durante todo el año. Este protocolo no se usa en alergias alimenticias.

Aunque la desensibilización es la manera ideal de tratar las alergias por inhalación, este tratamiento tiene ciertos inconvenientes y en ciertas circunstancias puede no ser la mejor elección:

  • Precio. Es la forma de tratamiento más cara.
  • Edad del paciente. Algunos pacientes pueden llegar a desarrollar otros tipos de alergias con la edad, de forma que los gatos jóvenes pueden necesitar nuevos test de alergia entre el año y los tres años.
  • Probabilidad de éxito. Acerca del 50% de los gatos presentarán una respuesta excelente. Alrededor del 25% consiguen una respuesta parcial. El resto de 25% no responden o presentan una mejoría mínima. En personas las estadísticas son semejantes.
  • Tiempo de respuesta. El tiempo que suele tardar en empezar a notarse los resultados suele ser de dos a cinco meses, en ocasiones más tarde.
  • Interferencia con los esteroides. Los gatos no pueden tomar esteroides orales las dos semanas antes o recibir inyecciones de esteroides de seis a doce semanas antes de realizar la prueba de la alergia. Esta medicación podría interferir con los resultados.

    alergia__general_en_gatos_3

 

¿Qué es una alergia alimenticia y cómo se trata?

Los gatos no nacen con problemas de alergias alimenticias.

"Lo más frecuente, es que los gatos desarrollen alergias a los productos alimenticios cuando estén tomándolos durante mucho tiempo".

Lo más frecuente, es que los gatos desarrollen alergias a los productos alimenticios cuando estén tomándolos durante mucho tiempo. Las alergias alimenticias se estima que son las segunda causa de dermatitis alérgica en gatos. La alergia se desarrolla en respuesta a un componente proteico de la comida; por ejemplo, ternera, cerdo, pollo o pavo. Las proteínas vegetales como las que se encuentran en el maíz o el trigo pueden causar alergias alimenticias en algunos casos. Las alergias alimenticias pueden causar cualquier de los signos clínicos comentados anteriormente, incluyendo picores, trastornos digestivos y problemas respiratorios. Las pruebas de alergias alimenticias se recomiendan cuando el gato ha tenido signos clínicos durante varios meses, cuando el gato no responde a los esteroides o cuando un gato joven se rasca sin signos de otro tipo de alergias. Las pruebas de la alergia alimenticia puede realizarse mediante analíticas sanguíneas (IgE), mediante dietas de eliminación o mediante dietas hipoalergénicas especiales. Debido a que se tarda unas 8 semanas en eliminar todos los productos alimenticios del cuerpo, el gato debería alimentarse exclusivamente de la dieta especial durante un mínimo de 8 a 12 semanas. Si se produce una respuesta positiva, su veterinario le indicará como proceder. Si el gato no se ha alimentado exclusivamente de esa dieta, la prueba no será significativa. Esto significa que no deberá tomar ni golosinas, nuestra comida o medicaciones con sabores o aromas durante este periodo. Esto es muy importante que lo tengamos en cuenta. Incluso administrando accidentalmente una diminuta cantidad de una proteína alergena puede ser suficiente para invalidar la prueba.

Mientras un gato se está sometiendo a las pruebas para las alergias por inhalación o mientras se estén preparando los antígenos, podrán realizarse las pruebas de alergia alimenticia.

 

This client information sheet is based on material written by: Ernest Ward, DVM

© LifeLearn 2011. Utilizado con permiso bajo licencia.



Grooming Services

We are excited to once again offer Grooming Services!
Click to learn more.






Read more




Pet Health Library

Bridgton Veterinary Hospital is pleased is to provide a library of professionally written articles updated by practice experts and reviewed by practitioners to bring you the most up-to-date, trustworthy pet health information. Please feel free to browse.


Browse Library




Get To Know Us

Bridgton Veterinary Hospital is full-service, small animal veterinary hospital providing comprehensive medical, surgical and dental care. We provide a broad spectrum of diagnostic procedures through in-house testing and the use of external laboratories.


Read More